, , , ,

Tarta de yogur y albaricoques sin horno.

Tarta de yogur y albaricoques sin horno

Tarta de yogur y albaricoques sin horno. Comenzamos la semana con una tarta de yogur y albaricoque muy fácil y sin horno. Vamos, yo diría que facilísima. Se trata de una tarta muy ligera. Incluso podéis convertirla en una tarta light si utilizáis yogur light. Además, si no os gusta el albaricoque, podéis perfectamente usar cualquier otra fruta: seguro que os quedará muy bien.

La tarta está compuesta por una base de galletas y mantequilla, masa o crema de yogur y albaricoque y una fina cobertura de albaricoque y azúcar. La decoración está hecha con chocolate, pero podéis omitirla si no tenéis tiempo o ganas.


Tarta de yogur y albaricoques sin horno

No hay mucho que aclarar para la realización de la tarta, así que vamos a la cocina.

Ingredientes de la tarta de yogur y albaricoques:

Base:
  • 100 gr. de galletas.
  • 50 gr. de mantequilla.

Crema de yogur y albaricoques:
  • 500 gr. de yogur natural azucarado.
  • 300 gr. de albaricoques sin la piel.
  • 50 gr. de azúcar moreno.
  • 5 gr. de caramelo líquido (opcional. Podéis prescindir de él o utilizar más azúcar).
  • 10 gr. de gelatina neutra en polvo (un sobre).

Cobertura de albaricoques:
  • 90 gr. de albaricoques.
  • 70 gr. de agua.
  • Un chorrito de caramelo líquido. (Una cucharadita).
  • 2 cucharaditas de azúcar.
  • 3 gr. de gelatina neutra en polvo.

Decoración:
  • 75 gr. de chocolate para fundir.
  • Papel de hornear.

Preparación de la tarta de yogur y albaricoques:

Sencillo no, sencillísimo!!! En primer lugar, comenzamos con la base de la tarta. Para ello, trituramos las galletas y fundimos la mantequilla. Lo mezclamos todo y esparcimos sobre la base de un molde (de unos 19-20 cm.) previamente forrado con papel de hornear y engrasado con mantequilla. Reservamos en la nevera para que tome consistencia y endurezca un poquito.

Continuamos con la crema de yogur y albaricoques. Pelamos los albaricoques y los trituramos hasta obtener una especia de papilla. Los batimos con la crema de yogur, el azúcar moreno y el caramelo líquido. Cuando todo esté correctamente integrado, extraemos unas seis cucharadas o más de esta crema y las ponemos a calentar con la gelatina. Lo ponemos a fuego medio /bajo y removemos y batimos sin parar, hasta que la gelatina se haya disuelto bien del todo (que no queden grumos). Añadimos esta mezcla al resto de la crema, batimos de nuevo para repartir bien la gelatina y vertemos todo sobre el molde que teníamos en la nevera.

Dejamos dentro de la nevera un par de horas, por lo menos.

Cuando la crema haya cuajado o gelatinizado, podemos preparar la cobertura de albaricoques. Simplemente trituramos los albaricoques con el agua, el azúcar y el caramelo. Ponemos todo en un cazo junto con la gelatina y nos lo llevamos al fuego (fuego medio/bajo). Batimos y removemos sin parar hasta que la gelatina se haya disuelto (es decir, que no queden grumos ni se pegue por las paredes del cazo). Vertemos la preparación sobre la crema que teníamos en la nevera.

Dejamos dentro un buen rato (al menos una hora) hasta que cuaje y "gelatinice".

En este punto ya tendríamos nuestra tarta preparada. Ahora hay dos alternativas: degustarla o decorarla. Yo opté por decorarla un poquito. Esto no es imprescindible, así que podéis omitir lo que queda de receta si queréis. 

Para la decoración me he basado en algunos trabajos que he visto de María Lunarillos, una "máquina". 

Necesitaremos una tira de papel de hornear de longitud igual al perímetro de nuestra tarta y un poquito más alta. 

Derretimos el chocolate en el microondas o al baño María y sobre la tira de papel anterior, hacemos algunas figuras que nos gusten. Yo "intenté" (nunca mejor dicho) dibujar una especie de "A" de albaricoque. A continuación, introducimos la tira con el chocolate en la nevera, para que enfríe y endurezca un poquito, pero no demasiado!!! En caso contrario, no podremos ponerla alrededor de la tarta (en mi caso, con dos o tres minutos tuve más que suficiente!! Vigilad el tiempo con cuidado!!! 

Cuando saquemos la tira de chocolate de la nevera, envolveremos con ella la tarta. Así me quedo la cosa:

Tarta de yogur y albaricoques sin horno

Volvemos a meter en la nevera y dejamos un buen rato, hasta que el chocolate esté duro otra vez. A continuación, retiraremos, con mucho cuidado, la tira de papel.

Y eso ha sido todo. No me negaréis que esta tarta de yogur y albaricoques sin horno se trata de una tarta muy fácil de hacer, con ingredientes sencillos y lista en poco tiempo. Espero de corazón que os guste!!!

Buen provecho. Hasta pronto!!!!

Tarta de yogur y albaricoques sin horno

Tarta de yogur y albaricoques sin horno

Tarta de yogur y albaricoques sin horno

13 comentarios:

  1. Anónimo dijo...:

    ¡Hola! llevo varias recetas que no he podido ver,mucho trabajo y mucho estres con las nietas, ya se han ido y vuelvo.
    Esta tarta es fantastica, voy a probar a hacerla light y ya te dire.Con la decoración he flipado ¡que chula!
    Enhorabuena artista.
    ¡saludos cocinas!

  1. Muchas gracias!!! Esta tarta me gustó mucho. Hay quien la ha probado y dice que está un poco ácida. A mí no me lo pareció. De cualquier manera, controla la combinación de la fruta triturada y el azúcar para darle el sabor que más te guste.

    Ya nos contarás!! Gracias de nuevo!!

  1. Ana Fernandez dijo...:

    Hola Antonio!!!
    Una preguntica ¿se podría hacer la base con aceite y no con mantequilla?
    Besitos

  1. Ana Fernandez dijo...:

    Bueno....ya está hecha. A ver qué sale. jejeje

  1. Hola Ana. He estado con mucho trabajo y no he podido contestarte antes, perdona. ¿Qué le has puestro al final?

    En lugar de aceite, yo lo pondría miel.

    Ya me contarás. Un saludo!!!

  1. Ana Fernandez dijo...:

    Con el aceite ha salido fatal porque, obviamente, no ha unido la galleta. Además, la galleta que he usado es algo basta y estaba muy granulada. He cambiado los albaricoques por melocoton y el resultado ha sido muy bueno porque estaba deliciosa de sabor.
    Otro inconveniente ha sido que no me ha cogido tanta consistencia como la que presentas tú, no se ha desmoronado pero al servirla se caia un poco. Supongo que también ha sido el tipo de yogurt usado (los de soja son mas líquidos) He usado tambien gelatina en láminas
    Probaré a hacer lo mismo con una fina base de bizcocho y yogures naturales normales porque, total, Pablo ni la ha querido probar.
    Si me sale bien mañana, la preparo para el cumple de los nanos.

  1. La equivalencia entre la gelatina en polvo y en láminas es de "1 sobre = 6 láminas". Echale un vistazo al peso de cada lámina y pon tantas como gramos de neutra (10 gramos)-

    Para usar la gelatina en láminas, primero la cubres de agua un cuarto de hora. Luego retiras el agua y la deshaces en una cazuela. A la cazuela le añades unas cuantas cucharadas de la mezcla que quieras gelatinizar. Calientas y remueves bien, para que todo quede bien mezclado, hasta que te dé el primer hervor. Luego lo añades al resto de la mezcla y remueves bien de nuevo. Por último, todo al frigo...

    A ver si ahora lo conseguimos!! Un saludo!!!

  1. Ana Fernandez dijo...:

    Vale, lo tendre en cuenta.
    Por ahora estoy preparando la base de bizcocho para que esté fria para mañana.
    Me queda poco tiempo y mucho que hacer.
    Si sale, cuelgo foto.

    Besos

  1. Ana Fernandez dijo...:

    Como desmoldas y pasas al plato de presentacion?
    Me ha supuesto una odisea con la prueba de hoy.
    Saludos

  1. Utilizo un molde desmontable, papel de hornear y mantequilla. El papel de hornear lo extiendo sobre la base del molde desmontable y luego pongo la otra parte del molde desmontable y pillo el papel. Embadurno un poco con mantequilla para que al retirar el molde, los laterales de la tarta nos queden más limpios.

    Después de varias horas en la nevera, ponemos el molde encima de un plato y retiramos los laterales. Con cuidadito y algunas herramientas (la pala de sacar los trozos de tarta, por ejemplo) quitamos el papel de debajo de la tarta.

    Es más fácil si has utilizado mantequilla y galletas. Si has utilizado miel, la base será más blanda, con lo que deberás extremar las precauciones.

    Suerte!! Un saludo!!!

  1. Ana Fernandez dijo...:

    Yo hago lo mismo pero emplatar me cuesta mucho y hay veces que estropeo un poco el tema.
    Saludos

  1. Un millón de gracias por todas estas recetitas golosas y en especial te voy a robar esta,Antonio. Las cositas fáciles y sin horno son lo ideal para iniciar a los niños en la repostería y disfrutar todos juntos con los "Pequesgolosos"

    Un besazo muy goloso desde Asturias!!
    Mary http://pequesgolosos.blogspot.com.es/

  1. Anónimo dijo...:

    Hola.Para cuantas personas es esta tarta?

Publicar un comentario